La chica de pelo negro que odia la sopa y está en contradicción con los adultos, se publicó por primera vez el 29 de septiembre 1964 en el semanario Primera Plana de Buenos Aires. En una entrevista décadas atrás con la televisión pública, que en ese momento se llama Argentina Televisora a Color (ATC), el humorista y dibujante Quino, explicó cómo surgió "Mafalda", su histórico personaje, y aseguró que no fue una idea surgida de la nada, sino que resultó de un pedido.

"Nació por encargo de una agencia de publicidad. Es una historia rara", explicó el artista, y luego continuó: "Había una marca de electrodomésticos que quería hacer una publicidad encubierta, crear una tira familiar".    

Luego, el dibujante agregó que en esta época estaban de moda Snoopy y Charlie Brown y que con ellos en la cabeza fue que se puso a dibujar. Después, al momento de explicar de dónde había sacada el nombre, contó que tenía que tener alguna similitud con el de la empresa y que en medio de una película lo descubrió: "Fue viendo Dar la cara, en la que trabajaba Leonardo Fabio. Alguien entra a un dormitorio donde hay un moisés y dice 'qué linda la nena, ¿cómo se llama' y dicen Mafalda y ahí apareció". Sin embargo, explicó que el proyecto no prosperó. La idea de la compañía era regalar la tira a los diarios no para mandar la publicidad de lleno sino para que cuando apareciera la madre en medio de las tareas domésticas se viera la aspiradora de la marca, la heladera de la marca. "No sé por qué no se hizo nunca", contó Quino. Dos años más tarde, cuando ya era caricaturista de una revista, un amigo le consultó si no tenía otro trabajo para publicar y él le dijo que sí y le mostró Mafalda y así comenzó a salir en el semanario Primera plana. "Me encontré que estaban publicando un personaje que yo tampoco conocía", relató el humorista, quien muchos años después, en 2014, recibió el Premio Príncipe de Asturias de Comunicación y Humanidades. Mafalda, creada en 1964, iluminó las primeras reflexiones sobre la sociedad y la política, y de esa manera llegó a millones de hispanohablantes y trascendió generaciones, países y culturas.  

El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.